12/4 - Luxor

Arrancamos más o menos tempranito, y el plan para hoy era East Bank, salvo el Luxor Temple que ya lo habíamos visto.

Para empezar, el desayuno esta vez fue lejos mejor que lo que veníamos teniendo. Ya Sara nos había avisado ayer que estaba bueno, pero esto era un lujo

Aparte este hotel tiene una terracita preciosa para desayunar que está buenísima.



Lo primero que hicimos en cuanto salimos fue tomarnos un taxi al Karnak Temple, que está como a 5km de nuestro hotel, y es lo más espectacular de Luxor.

Para entender bien la historia del taxista, necesito darles un poco de contexto. Hace un par de semanas Pablito me pasó un video de YouTube de un ventrílocuo genial. Mírenlon si tienen 10 minutos.

Cuestión que el tachero nos lleva al templo, y en el camino se nos pone a hablar. Como siempre, “where are you from? Ah! Argentina, good football, maradona, messssssi”, seguido como siempre de “qué van a hacer mañana?”, lo cual terminó en un regateo feroz para que el tipo nos lleve de vuelta al West Bank y nos vaya esperando mientras hacemos todo. Empezó como en 350, bajamos hasta 100, pero la verdad yo no quería hacerlo con él, porque el tipo era muy violento, y muy pushy, y ya me veía que mañana íbamos a querer hacer algo distinto, y me iba a querer cambiar el precio, no me daba buen feeling el tipo.
El único problema es que este es uno de esos que “won’t take no for an answer”, y no había puta forma de explicarle que habíamos cambiado de idea, y que al día siguiente en realidad íbamos a correr un triatlón. El tipo no se dejaba convencer, ya estaba recontra violento, y ya me tenía los huevos llenos, así que le dije “bueno, FINE, está bien, esperanos mañana a las 10″. “you promise?” “sí, sí, promise, lo que quieras, pero no me rompas más los huevos”.
“ok, ok, my name is Akhmed, I will be waiting blah blah blah blah…”

Por supuesto no escuchamos más nada de lo que dijo. Paula y yo nos miramos directamente y dijimos a corito “Akhmed! I kill you!”. Era igual el chabón!
Y ya con eso nos alegró el resto del paseo, que aparte estaba muy lindo porque íbamos bordeando el Nilo que es precioso, y cada vez que Akhmed decía algo a los gritos, nosotros decíamos “I kill youuuuuuuuuu”, y nos descostillábamos de la risa.
Qué fenómeno.


El templo de Karnak es realmente impresionante.
Sigue más o menos el mismo formato que los otros, sólo que lo construyeron de a varios. O sea, uno lo empezó, y luego cada faraón le fue agregando más cosas. El que más aportó por supuesto fue Ramses II, que por algo lo llamaron “el gran constructor”.

Como les decía, el formato es más o menos el mismo que otros templos, pero este tiene más. Tiene más pylons, más hypostyle halls, más todo.

Esta es la otra punta de la avenida de las esfinges, que llegaba hasta el templo de Luxor, solo que en esta punta tienen cabeza de cabra.

Pasado el primer pylon, más esfinges


Esa es la punta de un obelisco roto, que está increíblemente bien conservada. No hay caso, la posta es el granito.


Esa es la única de 10 columnas que quedó en pie. Extrañamente está perfectamente entera, mientras que las otras 9 tienen como 2 metros de altura ahora.
Tal vez esté reconstruída, no sé, pero es realmente muy alta.



El hypostyle hall. Es monstruoso el tamaño de esta cosa. Zarpado.
Realmente las fotos no le hacen ni un poco de justicia, ni al tamaño, ni a lo hermoso de tener tanta cosa toda llena de jeroglíficos.


Ese es el obelisco de Hatshepsut. Es el más alto de todo Egipto, o al menos el más alto que se conservó entero, y está realmente perfectamente conservado.
Tuthmosis III en su intento por borrar a su madrastra, estuvo muy astuto y le construyó 4 paredes alrededor, como para ocultarlo. Se ve que el granito es más trabajoso de romper.
Ahora, hagamos la cuenta, a ver…
Obelisco de granito macizo
4 paredes de sandstone, de un cierto grosor pero con aire entre ellas.
3000 años de viento, arena y terremotos…
No funcionó mucho lo de ocultar el obelisco…
No era tan brillante este muchacho..
Ven por qué no tienen que comerse a sus primas, gente?




Está bastante hecho mierda la verdad el templo este, pero igual impresiona muchísimo.




Después nos metimos en un segundo templo, que está como dentro del “predio” de Karnak, pero no dentro del templo principal.
Estaba medio cerrado, no estaba muy claro qué onda, pero sí se podía entrar, y en seguida se nos pegó un guardia que nos perseguía por todos lados para ver si ligaba un mango, que nos vino bien, porque nos “abrió″ las zonas que decían “danger! excavación en proceso! peligro de derrumbe inminente!”, así que se ganó su propina el tipo.



Esa la dejé bien grande, fíjense el detalle de las caras del faraón, que tiene el gorrito de Amun, si no me equivoco, y de Horus.
Y acá necesito desviarme un poco de mi relato…


Los cristianos

A ver…
Yo no quiero que se ofenda nadie, no?
Especialmente mis amigos cristianos de en serio, si es que todavía queda alguno leyendo.
No es que tenga una cruzada personal contra el cristianismo, ni nada por el estilo.
No tengo nada (o casi nada) en contra de lo que hacen los cristianos hoy, ninguna de sus creencias, ni nada. Sólo de esta cosa puntual que hicieron.
Y yo entiendo perfectamente esto de que no vale juzgar las acciones de ayer con los valores morales de hoy. Me queda clarísimo el concepto, y también entiendo que en esas épocas no se apreciaba demasiado el concepto de que 2000 años después iban a venir un montón de boludos a tratar de estudiar cómo vivía esta gente 2000 años antes, ni mucho menos tarados con gorritos y cámaras de fotos. Ya sé que no había historiadores ni turistas, y era todo bastante un sálvese quien pueda.
Pero acá los cristianos la cagaron. Mal.

Si se fijan en detalle, en esta foto y en muchas otras (aunque no sé si da la resolución), están estos gigantescos murales, con jeroglíficos, figuras, escenas, todo perfectamente conservado, salvo las caras que misteriosamente se rompieron.
Y no son las caras de todos, son solamente las caras de los que parecen dioses.

Lo qué pasó, básicamente, es que vinieron los cristianos acá, como fueron a todos lados, y por supuesto necesitaban alguna especie de templo donde adorar a su único Dios, y resulta que justo estaban estos templos acá ya construídos, y la verdad que les venían como anillo al dedo.
Salvo por el pequeño detalle de que las paredes estaban llenas de dibujos de dioses “paganos”, y otras atrocidades similares.
Por supuesto esto no era aceptable, y había que “arreglarlo”, así que ahí se pusieron los muchachos a borrarle la cara a todo lo que pareciera pagano.
La concha de sus madres.

O sea, really.
Si necesitás tu templo, construítelo.
Si te vas a apropiar de uno, por lo menos no lo hagas mierda!
No te gusta que otra gente haya adorado a otros dioses? Grow Up! Vos tenés tu Dios que es mejor y más importante y es el único y sabés que es el único. Para qué necesitás borrar a los otros? Con no adorarlos no te alcanza?
Y realmente, si no te gusta, andate al costadito y hacete tu propio templo.

No destruyas una construcción que ya para cuando vos llegaste estuvo ahí hace más de 1000 años, y que ni hablar que ni por puta podrías construir algo ni siquiera similar.
(El templo de Karnak, cuando estaba entero, era varias veces más grande que el Vaticano, que lo hicieron como 3000 años después).

Estas cosas realmente me dan por los huevos.

Igual todo bien con los cristianos. Tampoco digo que algún otro de alguna otra religión no fuera a hacer lo mismo después si los cristianos no hubieran venido, pero esta vez fueron ellos.

Concha de su madre.


Después de Karnak estábamos absolutamente muertos de calor y de hambre. Es increíble el calor que hace acá, es imposible estar mucho tiempo abajo del sol.
Así que abandonamos el plan de volver caminando a la ciudad admirando el Nilo, y nos tomamos un taxi.

Llegamos al próximo destino: el Luxor Museum, que aparentemente al mediodía cierra porque hace calor y los muchachos no tienen ganas de laburar. Me fijé mejor en la Lonely y efectivamente menciona que cierra al mediodía, pero sólo en verano… No sé…

Y resulta que justo justo ahí al ladito del museo hay una especie de restaurant, que obviamente iba a ser ridículamente caro sólo por estar ahí, pero no parecía haber absolutamente nada más por acá cerca, y ya estábamos cansadísimos de caminar, así que nos sentamos ahí a comer.

Ya un poco cansados de la comida rara también (la comida egipcia no es muy rica la verdad), fuimos a por lo predecible: pizza margarita.
Qué equivocados que estábamos, por favor…
La pizza consistía de un pan pita, untado en una salsa que no era de tomate, y tenía alta cantidad de especias orientales, con arriba unos escasos manchones de queso de cabra.
Y encima era chica!

Una reverenda porquería. Quién carajo me manda a pedir pizza en Egipto? Realmente yo no puedo ser más boludo.


El museo estuvo bien… Más o menos.
Nuevamente no me dejaron sacar fotos, aunque no había tantos carteles y pude sacar una legalmente, realmente ignorante de la prohibición:

No sé qué es eso.

Era más o menos genérico este lugar. Había un par de momias, que estaban geniales (son extremadamente creepy, yo nunca había visto una tan destapada), un par de esculturas, y un par de cosas. Bastante chiquito la verdad. No demasiado interesante.

Esto sí estaba interesante (nótese la foto sacada de querusa). Tenían niveles horizontales y verticales.
Dadas las cosas que construían, tiene mucho sentido.

No estuvo muy bueno el museo la verdad.

Después de ahí fuimos al “museo de la momificación”, donde era de esperarse que hubiera momias por doquier. No era el caso. Había algunas momias de animales, algunas explicaciones bastante escasas, y no mucho más. Todo el museo era una sola habitación como de 10×5 metros. Esto sí que era una estafa.
Qué ladrones.

Paula dixit: “Estos ladrones se llevaron todo lo bueno para el museo egipcio (en el Cairo), pero como cada pueblo tiene que tener su museo, te ponen todas las cosas rotas que les sobraron, porque el otro museo no las quiere, y te cobran una entrada usurera y encima no te dejan sacar fotos para que el otro turista boludo que viene atrás no se entere. Y son unos ladrones”.

Esta es la versión filtrada apta para todo público. La verdadera contenía muchos más epítetos no dignos de una dama como Paula.
Quiero en este momento que conste en actas que ella se queja más que yo.
Pero qué ladrones.


Finalmente nos quedamos sin cosas para hacer, y nos dispusimos a caminar despacito bordeando el río para ver el atardecer.

Nos atacaron consistentemente, por supuesto, docenas de vendedores de feluccas (barquitos a vela preciosos) que debo decir que estaba tentado, pero como aparentemente el lugar para hacer el paseíto es en Aswan, desistimos.

Uno de los que nos abordó fue Abdallah, un taxista que se ofrecía a llevarnos al otro lado también, y que a diferencia de Akhmed era mucho más educadito, mucho más delicado, y parecía mucho más buena onda. Aparte era mucho más frontal. Me dice en un momento: “I want to be honest with you from the beginning, so there are no misunderstandings”, y procedió a explicarme que él no me iba a esperar en cada lugar donde paráramos. Nosotros íbamos a parar, íbamos a arreglar cuánto tiempo íbamos a estar ahí, él se iba a ir y iba a volver después de ese tiempo.
Me daba un poco de miedito decirle que me espere 45 minutos y tarde 2 horas en volver, pero la verdad que tiempo al pedo era lo que nos iba a sobrar, y me gustó la frontalidad del tipo, así que arreglamos por 120.

El único problema: este tenía su taxi del otro lado del río, o sea que no nos pasaba a buscar por el hotel, o sea que teníamos que venir hasta la estación de ferry local sin que nos vea Akhmed, que iba a estar esperándonos justo a mitad de camino.

Finalmente, paramos un taxi para volver al hotel, y el primer taxista que pasa veo que nos saluda. Oh, shit, no puede ser…
Miro el número del taxi: Fuck! What are the odds?
Era “I kill you!!”
Cuántos taxis tiene esta ciudad? 15?
Fuck

Por supuesto volvimos a quedar en que nos esperaba en frente de un mega-hotel que hay por acá, porque el tipo no se dejaba convencer de lo contrario.

3 Comments to “12/4 - Luxor”

  1. ruso Says:

    comida: si te aburriste atrevete a pedir KARAGHI. es como el kofta, pero con mas curry y mas dolor

    y en la cadena de museos, tenes que agregar que PRIMERO se lo llevaron todo los ingleses, luego los yankis, luego los franceses, recien ahi los del cairo, y con suerte lo que quedo, o lo que inventaron, esta en esos museos. E asi.

    lo mas interesante en cuanto a las religiones, es que normalmente todos los dioses, se basaban en que los adoren a ellos, y no hagan ni templos ni ofrendas. pero siempre algun humano, avivado, se auto proclama representante o intermediario, y ahi arranca el motor de la historia: pelearse por quien construye o adora mas mejor a su dios

    hermoso.

    igual el verdadero motor de la historia (que me perdonen mis amigos dialecticos hegel y marx) es el del hombre queriendo ponersela a una mina, y la mina no dejandose.

    la solucion al par dialectico, claramente, es la homosexualidad o el dinero.

  2. dmagliola Says:

    karaghi: FUCk! me tendrías que haber dicho antes :-)
    Todavía me queda un almuerzo igual, veremos si consigo.

    Y sí, lo de los museos es obviamente así, y como ya dije, estaríamos todos mejor si se hubieran llevado MAS cosas de hecho.

    y estoy completamente de acuerdo con la conclusión Dolinesca.

  3. Clem Says:

    Tiene razón el Ruso, ningún materialismo dialéctico, Dolina para todo el mundo

Leave a Reply