10 Ago - La idea ‘ija

Y a qué viene uno a Khajuraho si no es a ver los templos con esculturas pornográficas?

Saliendo del restaurant hicimos una parada estratégica para cambiar moneda, y encontramos (creo) el sistema más complicado del mundo.

Primero te dan un formulario incomprensible, y el tipo te dice “llenalo”. Por supuesto, toda pregunta de “cómo mierda?” se responde con “llenalo”.

Finalmente entendimos. Había que poner las monedas “from” y “to”, el importe “from”, la lista de billetes, con su serial number y denominación, la tasa de cambio (publicada en una bonita tablita ahí afuera) y el importe “to” (para lo cual el buen señor de atrás del mostrador te presta una calculadora) .
Tenía MUCHAS ganas de probar qué pasaba si ponías la tasa de cambio (o el importe final) que se te cantara el culo, pero no me animé.

A cambio de este formulario y tus billetes, te dan una fichita como de casino con un número, por el cual después te llaman desde otra ventanilla (bastante después) y te dan tu guita.

Aparte tenés que poner todos tus putos datos, como nombre, pasaporte, numero de visa, cuando llegaste a la india, cuando te vas, etc, etc, etc.

Ya con nuestra plata hindú bien guardada arrancamos para el templo y nos desayunamos con que la entrada es 250 rupias o 5 dolares (hijos de puta).

El polaco instantaneamente dijo “conviene pagar en dolares” (la tasa de cambio es 45.50), y apuntó con sus dos billetes de 5 dolares a la ventanilla.
Yo venía atrás con mi billetito de 5, hasta que vi que el hijo de puta de la caja le da al polaco un formulario IGUAL al de la casa de cambio, donde tuvo que anotar los putos numeros de serie y etceteras. De más está decir que pagué en rupias.

NOTA DESCOLGADA:
Les cuento que el día estaba precioso, con uno de esos soles que rajan la tierra, y un calor que derrite el pavimento (que acá no es un problema, claro, porque no hay).
Y por suerte tuve la buena idea de cagarme de calor.
Resulta que por consejo de la infectóloga, vengo usando mangas largas y pantalones largos todos los días (por los mosquitos), mientras veo como todo el mundo alrededor mío anda de short y remerita lo más choto…
Hoy se me había dado por probar qué onda las mangas cortas, hasta que me acordé que hasta ahora había estado en ciudades, y esto es el medio de la jungla.
Cómo me cagué de calor, pero qué bien que estuve.

El mosquito más chico tenía como 5 centimetros de envergadura y estaban por todos lados, y estaba lleno de moscas también que son peores, porque hacen mucho ruido y te vuelan cerca de la oreja. Ya entendí por qué las vacas se espantan los bichos con la cola, y no puedo creer que hayamos perdido un implemento tan util en la cadena evolutiva…
Me pasé todo el dia abofeteándome las orejas espantando bichos (sin contar
con que era una sopa caminante, de nuevo). Pero de malaria, nada, venga!.

Ya adentro, la vista está buena. Es como un parque gigante (unos 500 por 500 metros, diría así nomás) con unos 8 o 10 templos adentro. Los templos son todos similares en su idea, pero cada uno tiene su particularidad. A ver, quiero decir, no son todos IGUALES, pero las diferencias no son una cosa que digas “ah, en el de Vishnu está …”
Nah, son todos parecidos y indiferenciables para un no-experto, así que los voy a condensar como si fueran “un montón” y ya.

Los templos son todos de piedra arenisca amarilla, con dos o tres bandas de esculturas antropomórficas (de tipos, bah) y luego para arriba un patrón de “agujereado” que es bastante choto, pero de lejos queda lindo.

Las esculturas son en su mayoría (99%) eróticas, y muchas de ellas bastante perversonas.
Todas las minas tienen unas tetas perfectamente esféricas y gigantes (a la dibujito porno japonés) y están en poses sugestivas, cuando no están siendo enhebradas intensamente.

Por dentro hay más de estas estatuas, un poco menos pornográficas, pero sigue el estilo de las tetas esféricas, y en el medio tienen un altar que está 100% oscuro, en el que solo ves algo cuando les sacás una foto y lo ilumina el flash (cosa que también tiene el efecto indeseado de despertar a todos los murcielagos que viven ahí)

Les paso algunas fotos:
NOTA: Las fotos “indoors” se ven como el orto porque el templo está super oscuro, y el flash lava mucho los colores.

  • Los templos más espectaculares por fuera

(sí, tengo mucha cara de culo, pero es por el calor nomás)


esta la puse sólo para mostrar a los polacos :-)

  • Luego, cuando te acercás un cacho, se ven las estatuas pornograficas (no sé cuánto se distingue en el tamaño que Blogger me pone las fotos. Podría hacer que el link ande y apunte a una más grande, pero me da mucha paja)

    Esta tiene colores medio chotos por el flash, pero es en la que mejor se ve el efecto “tetas esféricas”

  • Posiciones copadas
    (lease: algunas ideas para probar cuando vuelva a casa)

    (esta es buenísima)

    Esta es indoors

  • Perversiones varias

    Tipo empernándose un caballo


    Esto es todo un friso que tengo que pegar con mi programita de panorámicas. Es basicamente una serie de estatuas, de 25 cm de altura, que va todo alrededor del templo mostrando porquerías de este tipo.


    No me queda claro si eso es un caballo o qué carajo, ni bien qué están haciendo, pero el lugar donde está la mina hace pensar en porquerías, sin duda.

    (Sí, en un momento jugábamos a ver quién podía encontrar más perversiones en un mismo edificio)

  • Santuarios internos.
    Creo que el único que vale la pena es el de Kali, que me gustó porque es particularmente sangriento

Ya más allá de los templos vi unas cuantas cosas interesantes, como pibes jugando cricket (el deporte nacional)


que es tan aburrido como suena, o más. Tenían que ser ingleses.

NOTA DESCOLGADA:
Hace rato ya que tengo ganas de sacar esta foto y nunca puedo… (Es uno de esos momentos que son demasiado cortos para sacar la cámara)

Resulta que los hindúes tienen una “norma social” que indica que “corresponde” tomar sin que los labios toquen el recipiente (suena fácil, pero traten de hacerlo, van a ver que se empapan como unos pelotudos).
Esto es en general cuando se comparten bebidas, pero parece que lo hacen siempre.
Finalmente, lo logré.

A todo esto yo me estaba cagando de sed, y adentro de estos lugares nunca venden nada para tomar, y yo miraba con cada vez más cariño las canillitas “drinking water”. (no como una forma de saciar la sed, claro, sino de morir rápido y terminar el sufrimiento).

Finalmente cuando estabamos terminando el recorrido se largó a llover, primero despacito, pero después se vino el monzón.
Como normalmente duran 5 o 10 minutos estas lluviecitas, me puse a recorrer los negocios de la zona buscando un par de cosas (no puedo conseguir un Kama Sutra completo, por ejemplo), pero como a los 20 minutos me pudrí y decidí mojarme como un boludo y irme al hotel.

Llegué como a las 7 PM y entre que la noche anterior no había dormido, y lo deshidratado que estaba, me fui a la cama derecho y dormí toda la noche como un bebé. (Bah, no tan como un bebé, ver post siguiente)

Leave a Reply