03 Ago - Ahora sí me toca quejarme!!

En realidad ahora estoy bastante más calmado, porque siento que mi culo está a salvo, detalle para nada menor…

De entrada, el vuelo llegó 0:40, bastante cerca de la hora planeada…
El aeropuerto vacío, pasé por inmigración en más o menos 40 segundos…
Y batí un record…

A que ninguno de ustedes JAMÁS espero 60 minutos las valijas en la cintita giratoria (sí, una hora)…
Los tipos más o menos mandaban una cada 20 segundos…
Y la mía salió medianamente rápido, cuando yo me fui todavía quedaban unos 80 tipos de mi vuelo esperando la suya.

Cambié moneda, hasta ahí todo bien (creo que no me cagaron mucho con el cambio), y me conseguí mi taxi…
Ahí empezó el folklore.

De entrada el tipito de la cabinita que vendía los taxis (supuestamente oficiales y autorizados por el gobierno, pero no les creo ni un poco) no tenía ni idea de dónde quedaba mi hotel (yo lo único que tenía era un voucher de la agencia de viajes).
Estuvo un BUEN rato llamando hasta que en el hotel le atendieron (nota, eran como las 2 de la mañana, que para mí era muy normal, pero después entendí le costó tanto comunicarse), y le dieron bien la dirección completa.

El tipito me dice que ese hotel no me conviene, que queda muy lejos, que no sé qué, pero como creo que me estaba cagando para venderme SU hotel, me vine igual.
El taxi me salió carísimo (10 dolares).

Después de que le pago, el tipito me acompaña hasta el taxi que me iba a llevar, que para mi grata sorpresa no tenía a nadie que lo maneje… Así que se puso a recorrer los taxis cercanos, todos los cuales contenían al menos un tipo durmiendo despatarrado, viendo quién tenía ganas de despertarse y llevarme…. (Estuvo unos 10 minutos puteándose con uno hasta que lo levantó).
Ahí me subo al taxi, y el tipo enfila para el hotel (que no tenía ni la más puta idea de dónde quedaba, pero le apuntó al barrio por lo menos).

NOTA DESCOLGADA (van a encontrar varias de estas, es cuando quiero
hablar de algo que no tiene nada que ver, pero algo tiene que ver, y no me
quiero olvidar de tipearlo)

Es muy interesante cómo manejan acá. No sólo deberían manejar por la izquierda, cosa que les preocupa muy poco porque se mandan por cualquier lado MUY salvajemente, sino que los tipos van sin luces, y tocando bocina TODO el tiempo para que el resto de los conductores sepan que están ahí. (SISI, manejan todos como si fueran ciegos). De hecho, todos los camiones en el paragolpes trasero, en lugar de “lo mejor que hizo la vieja” dicen “Horn Please”.

Como a los 40 minutos de estar completamente perdidos y preguntar unas 5 veces dónde iba, llegamos a una cosa que parecía un barrio privado, y cuál fue mi sorpresa cuando dos tipos muy armados (acá no andan con boludeces, tienen todas armas que parecen automáticas, con caños muy largos) que parecían guardias de seguridad privada le dicen a este tipo que tengo que pagar 100 rupees para pasar… (NOTA: Los guardias por supuesto estaban durmiendo cuando éste los despertó a bocinazos)

Los tipos OBVIAMENTE no hablaban ingles, y mi taxista apenas logró hacerme entender lo que querían, y el tipo me dijo que con el comprobante que me daban los guardias en mi hotel me devolvían las 100 rupias (cosa que yo claramente no le creí ni un poco, pero a esa hora con que me llevara a mi hotel yo ya era feliz).

Después de pasar por ahí, estuvimos unos 20 minutos más o menos dando vueltas por un lugar más o menos del tamaño de un country grande, y el pelotudo seguía sin encontrar mi hotel, y yo cada vez me ponía más nervioso, porque no sabía si:
a) era un pelotudo
b) me iba a chorear
c) me iba a secuestrar
d) me la iba a poner
e) iba a traer otros amigos para que también me la pongan
f) me iban a sacrificar en un ritual religioso
g) todas las anteriores

Al final, a fuerza de despertar guardias privados a bocinazos llegamos a la conclusión de que era un pelotudo nomás, porque encontramos el famoso hotel, que era una especie de construcción del 1600 que se caía a pedazos (NOTA: Este es el hotel que yo traía reservado porque quería asegurarme de dormir en un lugar bueno).

Cuando logramos despertar al conserje (despertarlo de nuevo, claro, porque ya lo habíamos despertado por teléfono), me hace pasar y estuvimos un rato en el que miraba mi voucher, se iba, despertaba a uno, volvía, hablaba por teléfono, despertaba a otro, todo muuuy raro… (Y para variar, no hablaba muy buen inglés)

A todo esto el taxista que se estaba yendo me dice “My tip?”
Qué simpático…

Para no putearlo en colores le digo “tenés cambio de 500 rupias? no tengo billete más chico” con amplia sonrisita (típico de garca).
Se fue murmurando algo que no entendí, pero asumo que Ganesh (el dios elefante) me va a cagar desde arriba uno de estos días (y una cagada de elefante no es cualquier cosa).

Cuando el tipo se va, los otros dos (que estaban hablando por TE) me pasan el tubo para que hable yo!!
Resulta que me habla el “general manager” del hotel, y me dice que lo lamenta mucho, que mi habitación ya no está disponible, y que me ofrece ir a otro hotel también de su propiedad, por el mismo precio, a 10 minutos de acá, blah blah (a todo esto, eran las 3.40, y yo hacía como 40 horas que no dormía bien).

Por supuesto de vuelta pensé que me choreaban, me secuestraban o me la ponían, pero mucha opción no tenía, estaba en un barrio perdido, que nadie conocía, sin mi taxista, sin mi habitación, y acá no hablan tanto inglés como parecía en las guías… Qué iba a hacer…

Para mi sorpresa SI me devolvieron las 100 rupias de los canas, y me subieron a un auto que estaba en BASTANTE buen estado y arrancamos…
Salimos de ese barrio privado y entramos a otro (mucho mejor, ya había autos de la decada pasada en este) y llegamos a la segunda pocilga, donde después de despertar al conserje (ya van viendo el patrón?) me dieron mi habitación muy cordialmente.

Lo más loco, es que el hotel de afuera está hecho mierda, la recepción es una mugre, había hasta lagartijas caminando por las paredes, pero mi habitación está sorprendentemente limpita…
No sé si lo hacen para que te parezca que la habitación es mejor (por contraste), o si es de puro animales, pero me pareció muy loco…

Así que ya cómodamente puesto en mi habitación (siendo las 4.30 AM), me siento en el trono a leer la guía a ver qué carajo hago con las valijas mañana (porque ni en pedo las dejo acá, ya vi que ningún taxista va a saber volver) y justo cuando decidí que iba a buscar el hotel más caro de la ciudad y tratar de que me dejen guardarlas ahí (que me parece lo más seguro) SE CORTA LA LUZ!(Cagamos, yo ya me imaginaba un comando de indios ninja entrando por la ventana, y ejecutando las peores alternativas del taxista, obvio)

Así que no solo no tenía bidet, encima no veía un carajo. Lindísimo…
Lo más raro fue que el ventilador de techo de mi habitación y el aire seguían andando…


NOTA DESCOLGADA
Otra detalle bizarro… Todas las habitaciones con aire también tienen ventilador, y suelen estar los dos prendidos al mismo tiempo.


Ahí empecé a pegarle a cuanta llave de luz encontré, y prendió una lampara medio chota… (Deben tener dos fases, vaya Dios a saber).
Así que me puse a escribir.

Y bueno, hasta acá llegó mi travesía so far…Lo que peor me pone es que nunca sé si me van a culear, o si está todo bien…
Como no se les entiende una goma…
Y no se entiende si se puede confiar en esta gente…
Lo único que saqué por ahora, es que este lugar es MUY raro….
Y ni siquiera empecé a recorrer todavía…

Mañana andaré por Old Delhi (si Ganesh ayuda) y espero encontrar un cyber para tenerlos al tanto.
Ahora me voy a dormir mis 3 horas reglamentarias (siendo las 5 AM) porque me quiero levantar tempranito y recorrer.

Sigan atentos ahí, no se me pierdan

Leave a Reply